Una imagen dice más que mil palabras. De ahí la importancia que tiene el logo de tu marca: ese conjunto de símbolos y/o letras, imágenes y colores que identifican el ADN de tu firma y que se convierte en la cara con la que te muestras a tus clientes.

Tan sólo los datos dicen que el 93% de los consumidores basan su compra solamente en la apariencia visual del producto, según una encuesta realizada KissMetrics. 

Por esto, el logo juega un papel fundamental en la atracción o repulsión de tus prospectos de clientes y se convierte en el diferenciador de tu competencia. 

Empresas como Coca-Cola, Sabritas, Pepsi, BBVA, Nike, son algunas de las grandes compañías que han convertido su logo en un camaleón, pues lo adaptan a diferentes épocas, tendencias, áreas geográficas y consumidores.

Si llevas varios años con el mismo logo y crees que un cambio o uno nuevo creará un impacto positivo en tu empresa, quizá estás en lo cierto. Para que puedas tomar esa decisión, enlistamos cinco razones para rediseñar tu logo este año nuevo: 

Cuando tu empresa escala. El crecimiento supone que tu compañía tenga nuevos servicios o productos, lo cual podría implicar un cambio o mejora de la imagen inicial de tu firma. Seguramente tener un logo que se adapte a tus nuevos consumidores y a un mercado global y cambiante, será más que necesario. 

Cuando necesita adaptarse a los nuevos medios. Ojo, no se trata de “ponerse a la moda”, pero es un hecho que la llegada de las redes sociales marcó un cambió en la forma de vender un producto/servicio. Un ajuste por este motivo es más común de lo que piensas, sobre todo si tu empresa lleva mucho tiempo y nunca se actualizó a la era del internet.

Poca transmisión de los valores de la marca. Si tu firma comenzó vendiendo cafeteras y después implementaste toda una gama de productos relacionadas con este sector, es necesario que cambies el diseño a uno que englobe esa evolución. 

Varias han sido las marcas que han optado por redefinir sus valores y así mirar si siguen siendo los mismos con los que iniciaron y si estos cambian es necesario tomarlos como nueva base para crear una nueva imagen.

Cuando tu modelo de negocios se transforma. Si iniciaste vendiendo en una tienda física y ahora únicamente vendes en línea, es muy probable que necesites una actualización en tu logo que se adapte a tus consumidores digitales.

Otro caso es la cuando la misma transformación que sufre el mercado te lleva a tener que cambiar tus productos o incluso todo tu negocio, con esto, una nueva imagen será necesaria. Cuando tu proyecto ya vende, la marca se convierte en un activo. Si el logo lo diseñó tu primo o tú mismo, corres el riesgo de no ser memorable para tus clientes ni tener valor comercial. Hoy la situación no es la misma y tienes que demostrar que vas en serio, por lo que contar con un servicio profesional que te ayude a reflejar la misión y visión de tu empresa, es lo ideal.

El diseño gráfico en las empresas representa un gran valor; sin embargo, este ha sido olvidado dentro del tejido empresarial. Por ello es de gran importancia recibir ayuda, especialmente si es de los profesionales en el área. En Apolo 25, contamos con una amplia experiencia en diseño web, ilustración y branding. ¡Conoce nuestros servicios!